Pluma Hidalgo

¡Comparte lo bueno!

Pluma hidalgo
Amo el café. Siempre ando probando variedades y buscando sabores nuevos; su aroma me promete tanto. Soy meticulosa. Lo preparo pensando en que beberlo es una fiesta, lo hago con cuidado, con ritos, con infinitas obsesiones. Lo confieso, viajo con mi Moka, y si podría, llevaría siempre conmigo mi tacita con platillo, una monada en miniatura donde entra la cantidad exacta de un buen ristretto. En Pluma Hidalgo el olor a café encandila los sentidos, huele a café por doquier, el aroma se impregna en los poros.

La vida del pueblo gira alrededor del pequeño zócalo, entorno está la iglesia, las oficinas de Gobierno, los comedores, las tienditas, la escuela, el abasto y varios puntos de café. Sentada aquí observando como la neblina densa se extiende hasta cubrir cada rincón, llego a la conclusión que la magia de un lugar no siempre va a la par de su apariencia exterior, de la belleza muchas veces realzada a través de pletóricos edificios epocales, estilos arquitectónicos y anchas avenidas con jardinería impecable. La magia es la conexión con la esencia y la esencia en Pluma Hidalgo es su café, son sus cafetales, son sus productores. Mientras caminamos y humeamos aquí y allá no hay un lugareños que nos pase cerca sin darnos el saludo. La gente es humilde, educada y atenta. El tiempo y el café existen en abundancia. Cualquiera se detiene con gusto a platicar de los rincones de su tierra y de la belleza de la misma, los más avezados nos explican sobre los diferentes procesos del cultivo, las técnicas del «beneficiado seco y húmedo» que caracteriza el café de la región. En ese momento una se da cuenta que el producto más conocido mundialmente que se bebe a diario, casi como agua, conlleva un proceso sumamente elaborado cuya calidad y excelencia depende de años de experiencia y vasto conocimiento. Descender de las nubes para unirnos a los mortales de Pluma Hidalgo fue todo un reto, más bien, diría «un viaje expresso» ya que ha sido todo un desafío exprimir la experiencia de un sorbo.

¡Comparte lo bueno!
Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *